Make your own free website on Tripod.com

LUCIO ANNEO SÉNECA   ( 5 a.c. – 65 d.c.)

 

 

01

 

“ La verdad está abierta a todos, no es del exclusivo dominio  de nadie: mucho de ella se ha dejado también a la posteridad”

 

 

 

02

 

“ No se puede hacer lo que no se puede desear”

 

 

 

03

 

“ La Sabiduría tiene  su asiento más alto, ni adiestra las manos, sino que es maestra de los ánimos. No fabrica ni armas, ni muros, ni útiles de guerra, pues fomenta la paz y llama a la concordia  al género humano”.

 

 

 

04

 

“ ESTUDIA  NO  PARA  SABER   MÁS,  SINO  PARA  SABER   MEJOR”

 

 

 

05

 

“ Saca algo de ti mismo. Pues pienso que todos éstos que nunca son autores, siempre intérpretes, escondidos bajo la sombra ajena, no tienen nada de animosos, pues nunca se atreven a hacer lo que durante tanto tiempo aprendieron. Ejercitaron la memoria en cosas  ajenas. Pero una cosa es recordar, y otra, saber. Recordar  es custodiar lo que se confió a la memoria. Saber  es,  por el contrario, hacerlo suyo y no estar pendiente del ejemplar y a todas horas mirando al maestro.”

 

 

 

06

 

 

“ Los hombres aprenden enseñando.”

 

 

07

 

 

“ Se han de esparcir al modo de la semilla, la cual, aunque sea pequeña, cuando cae en tierra propicia, despliega sus fuerzas  y siendo tan chica alcanza los mayores crecimientos. Lo mismo hace la razón: no se extiende mucho, si té fijas, pero  crece en la obra. Poco es lo que se dice, pero si lo recibe bien el ánimo, toma fuerza y puja. Repito que es la misma la condición de los preceptos y la de las semillas: hacen mucho y son pequeños. Sólo que, como dije, ha de recogerlos  una mente propicia y hacerlos suyos. A su vez ella engendrará otros y devolverá más de lo que recibió.”

 

 

 

08

 

 

“ Vive quien es útil a muchos; vive quien es útil a sí mismo; Pero los que se esconden y se entorpecen, están en sus casas como si estuvieran en la tumba. Se puede  en el umbral de sus casas inscribir en mármol su nombre, pues se anticiparon a su muerte.”

 

 

 

09

 

 

 

“ Ni los años ni los días hacen que hayamos vivido bastante, sino el ánimo.”

 

 

 

10

 

 

 

  “ De una choza puede salir un gran hombre y de un cuerpecillo deforme y vil, un alma hermosa y grande. Así  que me parece  que la naturaleza engendra a estos tales  para probar  que la virtud nace en todo lugar.”

 

 

 

11

 

 

 

“ Las siguientes virtudes son iguales entre sí; la tranquilidad, la sencillez, la liberalidad, la constancia, la ecuanimidad, la resistencia. Porque de bajo de todas ellas hay una sola virtud, que mantiene   el ánimo recto e inflexible.”

 

 

 

12

 

 

 

“ Es feliz  aquél, digo yo, al que ninguna cosa lo aminora; tiene lo supremo y en nada  se apoya sino en sí mismo.”

 

 

 

13

 

 

 

“ La vida sin un propósito es errante, y si hemos de proponernos algo, empiezan a ser necesarios los principios. Me concederás, pienso yo, que nada hay tan vergonzoso como  el hombre dudoso e incierto, que avanza el pie tímidamente y luego  lo retira. En todo nos sucederá esto si no nos libramos de lo que tiene prisioneros y paralizados  a los ánimos  y les prohíbe  correr peligros  y esforzarse con todas las fuerzas.”

 

 

 

14

 

 

 

“ El ánimo, en efecto, es más fuerte que toda fortuna y lleva las cosas a lo bueno o a lo malo y es causa de la felicidad  o de la desgracia de su vida.”